Home Nuestra Historia Carlos Brussa

Carlos Brussa

brussa”  El Uruguay ha tenido muchas iniciativas en favor de su teatro, oficiales y particulares. Hasta la creación de la Comedia Nacional por la Comisión de Teatros Municipales en el año 1947, ninguna habí­a perdurado. ¿Causas” ¦? Muchas y complejas.

Solamente el esfuerzo de un hombre, se mantuvo fiel, a través de los años. Por eso si se quiere hacer una referencia preferente del teatro en el Uruguay, durante tres décadas ““ desde 1910 a 1940 ““ bastará con mencionar la trayectoria de CARLOS BRUSSA, toda una vida consagrada a su vocación.” 

(Fragmento del Boletí­n de Estudios de Teatro del Instituto Nacional de Estudios de Teatro de la Comisión Nacional de Cultura de la República Argentina)

Don Carlos Brussa nació el 11 de febrero de 1887, en la localidad de Juanicó, departamento de Canelones y falleció el 13 de septiembre de 1952, a la edad de 65 años, en Montevideo.

Decí­a del Don Angel Curotto, en el libro editado por Casa del Teatro del Uruguay titulado “CARLOS BRUSSA ““ Una vida al servicio del teatro” : ” ¦” ¦y entonces ¡feliz de él! ““ que llegó al final de su carrera, con las mismas armas que empezó la lucha: modestia, inteligencia, entusiasmo y humildad” .

Hablar de Don Carlos Brussa es hablar de un hombre í­ntegro, de una honestidad capital. Una anécdota lo pinta entero: Brussa recorrió todo los caminos de nuestra patria, con su elenco, varias veces, la Comisión de Casa del Teatro estaba compuesta por Ovidio Fernández Rí­os por AGADU, Héctor Cuore por SUA, Edovico Revello por la Asociación de Crí­ticos Teatrales y el Presidente de Honor de SUA Dr. Andrés Castillo por la FUTI, cuentan que una vez el Dr. Ovidio Fernández Rí­os, estando en Fray Bentos dijo: “No voy alojarme con los polí­ticos, lo haré en la casa de Brussa y sus actores” . Así­ lo hizo. Un dí­a le pregunta a Brussa:” Don Carlos Ud. es de Fray Bentos?”  (naturalmente por la casa), y Brussa respondió:” No, soy de Canelones, pero como a cada lugar que llegamos a actuar estamos más del tiempo pensado, ponemos casa” . A esto se agrega una historia contada por el querido y ya fallecido Pablo Lagarde Wilson: aquellos que le alquilaban las casas a Brussa muchas veces no le cobraban el alquiler, contentos de contarlo en el lugar y para que estuviera más tiempo.

La SUA se siente hondamente honrada de haber tenido brussa2como socio y Presidente a Don Carlos Brussa, un hombre que está el recuerdo de la gente de teatro, porque la vida de un hombre como Brussa, está hecha de sucesivos actos heroicos que solo comprenden aquellos que alguna vez se han asociado a la vida de los actores. Como le dice Hamlet a Polonio “” ¦ellos son el compendio y breve crónica de los tiempos y a los que hay que tratar según el propio honor y dignidad.

En la foto el último trabajo de Brussa interpretando a Artigas, en la obra “De la sombra a la luz ”  dirigida por Angelina Pagano y una de las últimas fotos de Don Carlos.

SIMILAR ARTICLES